SANTO DOMINGO.- En la segunda quincena de agosto se incrementó en 50% el movimiento de turistas desde el Este de República Dominicana hacia la capital de ese país caribeño gracias a la apertura de la Autovía del Coral.

Lo anterior fue informado por la coordinadora del Programa de Fomento al Turismo Ciudad Colonial de Santo Domingo, Maribel Villalona, quien estimó que a partir de 2015 esa urbe podría recibir alrededor de dos millones de viajeros por año, según indica un reporte de Listín Diario.

Aunque reconoció que es difícil precisar el flujo turístico futuro, la funcionaria explicó que hasta julio la capital acogió cada mes a cerca de 4.000 visitantes desde Punta Cana, pero tras la inauguración de la Autovía en agosto, ese número ascendió a 6.000.

Asimismo, indicó que las proyecciones permiten calcular que para octubre esa zona histórica recibirá 8.000 viajeros, y que la cifra se incrementará en la temporada de invierno, a lo que sumarán la reactivación del segmento de cruceros en Santo Domingo y la afluencia desde Samaná.

Otras modalidades que deben hacer su contribución al auge de estos números son el turismo de compras, que según la funcionaria se encuentra ahora en un nivel muy alto en comparación con las demás islas del Caribe, y debe complementar la oferta urbana y cultural que tradicionalmente ha ofrecido la capital dominicana.

Villalona citó a la Asociación de Hoteles de la Zona Este, la cual estima que desde 2014 se movilizarán 600.000 turistas por año hacia Santo Domingo desde ese destino turístico, y consideró que es una proyección posible porque actualmente esa región envía unos 400.000 viajeros a la isla Saona, que hasta hace poco estaba a una hora de Punta Cana.

En aras de garantizar mayores opciones a la creciente cifra de turistas en la capital de República Dominicana se creó el Programa de Fomento al Turismo Ciudad Colonial de Santo Domingo, dirigido por el Ministerio del sector, a través de un comité consultivo en el que participan los ministerios de Cultura; Economía, Planificación y Desarrollo; e Interior y Policía.

La entidad tiene además representantes del Ayuntamiento del Distrito Nacional, el Clúster Turístico de la ciudad, la Asociación de Hoteles y Turismo (Asonahores), el Arzobispado, la Asociación Ciudad Ovando y la Unión de Juntas de Vecinos de la Zona Colonial, recuerda el reporte de Listín Diario.

El proyecto cuenta con un presupuesto inicial de 30 millones de dólares que aporta el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), mientras el Estado dominicano otorgó 1.2 millones, y el objetivo es dinamizar la competitividad del turismo dominicano mediante la diversificación de su oferta cultural y urbana, a fin de generar más consumo.

El mismo prevé el desarrollo de la oferta turística y la mejora de los espacios públicos, así como la integración de la comunidad y el fortalecimiento institucional y de la gestión, con la inclusión de programas de calidad, conteo estadístico y formación de los residentes, empleados y guías.

El plan estratégico comprende entre otras acciones el mejoramiento de las aceras, soterrado de los cables de electricidad, la restauración y tecnificación de algunos museos, la habilitación de áreas públicas con conexión inalámbrica a internet y la reparación de las fachadas de las casas cuyos residentes no dispongan de recursos para hacerlo.

Además, incluye el Plan de Movilidad Sostenible, con la participación de una consultora que analizará la situación del transporte turístico y general, y sus posibilidades de reestructuración, así como la creación de zonas seguras para que los viajeros se desplacen en bicicletas por el casco histórico de Santo Domingo.