MANO JUAN.-ISLA SAONA. – La Unión Demócrata Cristiana y el grupo ecologista Escape Ambiental conmemoraron el Día de La Independencia Nacional con una protesta en Mano Juan, rechazando la instalación de una base naval en la isla Saona, cuya construcción se inició con el primer picazo el pasado 17 de febrero, a cargo de Las Fuerzas Armadas Dominicanas y el Comando Sur de Estados Unidos.

Bandera en mano y a bordo de una lancha, el candidato presidencial de La Unión Demócrata Cristiana, Luis Acosta Moreta, y los directivos de Escape Ambiental llegaron hasta la isla Saona acompañados de la banda imperial de la -UDC-, donde montaron la obra teatral “Independencia y Soberanía”, a cargo del grupo teatral Los Pioneros, para mostrar su inconformidad con la instalación de una base naval en el lugar.

El grupo teatral dramatizó la acción de Los Trinitarios del 27 de Febrero del año 1844, fecha en que se proclamó la independencia nacional, hace 168 años.

Al llegar a la Saona, Luis El Gallo advirtió a los promotores de la base naval que la isla es para el disfrute de los dominicanos y extranjeros que llegan al lugar atraídos por su belleza, sin provocar daños al medio ambiente.

“Hemos venido a sensibilizar la gente de La Saona que durante tanto tiempo con esfuerzo y sacrificio han mantenido limpias las playas de la isla. No permitiremos que atropellen al pueblo de La Saona con una base militar que en nada favorece a los habitantes de esta isla”, aseguró Luis El Gallo.

De su lado, José Luís Villegas, vocero de Escape Ambiental, señaló que una base naval en la isla Saona pisotea la soberanía nacional.

“Estados Unidos y las autoridades se aprovechan de la falta de información del pueblo dominicano y la involución de nuestros valores patrióticos para instalar en La Saona una base militar que a todas luces es improcedente”, expresó Villegas.

Los residentes en La Saona, quienes viven de los recursos que le genera el turismo, también se pronunciaron contra la construcción de una base naval, alegando que con ello se destruye el turismo de la isla.

“Aquí nadie está de acuerdo con esa base, y nosotros haremos lo que sea necesario para que esto no se lleve a cabo, porque perjudica al medioambiente, así como al propio turismo del país”, sostuvo Perfecto Beras.

También María Pérez fue clara al elevar su protesta y dijo que le agradecía a Luis El Gallo por estar defendiendo La Saona de quienes los quieren sacar de la isla estableciendo una base militar que solo traerá problemas.

Agregó que la isla Saona es lo único que le queda a la gente de Mano Juan, y están dispuestos a defenderla.

Los habitantes de la Saona dijeron esperar que otros líderes políticos y dirigentes comunitarios se sumen a la iniciativa de Luis El Gallo en contra de la instalación de la base naval en la Saona.

“Aquí nadie puede pegar una tabla porque alegan que la isla es de Medioambiente. Sin embargo ahora vienen a levantar un muelle y una base naval. Y entonces?, se preguntó Andrea de La Cruz García, residente en La Saona.

“Esa base naval no la queremos. Esto va destruir la isla Saona”, agregó Andrea de La Cruz.

Antes de abandonar la Saona, Luis Acosta Moreta entregó una bandera dominicana a la niña Elizabeth Williams, como símbolo de soberanía en defensa de la independencia nacional.