Los paquetes “all inclusive”, pagos en pesos y en cuotas, mantienen su vigencia a pesar de la crisis económica y la percepción de la AFIP del 35%. Cuáles son las opciones más buscadas.

Los datos difundidos por la Caribbean Tourism Organization (CTO) son contundentes: las islas del Caribe recibieron más de 25 millones de turistas durante 2013, manteniendo su status de destino turístico de primer orden entre turistas de Latinoamérica, región que, según las cifras de la CTO (ver infografía), incrementó su número de arribos de 859 mil en 2009 a cerca de un millón y medio en 2013, para redondear un crecimiento del 70% en los últimos cuatro años.

En el plano local, la región caribeña está ganando poco a poco un mercado que aún está en manos de Brasil, líder indiscutido entre los destinos receptivos de turistas argentinos que consumen sol y playa. Las agencias coinciden en que los lugares más demandados son los más accesibles y a la vez los conocidos por todos. Actualmente, la mayoría de los turistas que contratan un paquete de una semana (el más frecuente) se debate entre Punta Cana, Cuba, isla Margarita, Playa del Carmen, Cancún, Cartagena y San Andrés y algún otro. Estas opciones, los destinos emergentes, los más caros y los más accesibles se encuentran en este informe.

Saint Barth, destino del jet set

Muchos aseguran que Saint Barth es como la Costa Azul pero en versión miniatura. Su capital, Gustavia, es conocida por concentrar a personalidades famosas y gente de alto poder adquisitivo deambulando y comprando entre algunas de las boutiques más prestigiosas del globo como Hermès, Polo o Cartier.

En la escollera del puerto de Gustavia existen docenas de yates amarrados. Alrededor, villas lujosas que se alquilan por hasta diez mil dólares semanales. Un dato negativo es el clima. Nada tiene que ver la temperatura de Saint Barth con la del resto del Caribe. Aquí es bastante más fresco. ¿El motivo?: recibe vientos frescos del océano Atlántico.

Punta Cana,el eterno clásico

Sin dudas, históricamente el destino más elegido por los argentinos en el Caribe está en República Dominicana y se llama Punta Cana. Es la mejor ecuación precio-calidad en comparación con el resto de la oferta existente. Si bien hay playas para todos los gustos (Boca Chica, Juan Dolio, La Romana, Bayahibe, Las Terranas, Portillo, Cayo Levantado, entre otras) el espectacular color turquesa de playa Bávaro ha hecho que la UNESCO la considere una de las más bonitas del mundo. Lo mejor en Punta Cana sucede adentro de los grandes complejos hoteleros, que hacen culto al sistema “all inclusive”, con infinitas opciones de entretenimiento, relax y actividades full time para grandes y chicos. También se destaca por la diversidad de propuestas pensadas para toda la familia.

Colombia, por partida doble

Un viaje de siete o diez días combinando la ciudad de Cartagena de Indias con la isla de San Andrés o con Santa Marta es una alternativa cada vez más buscada por los argentinos. En precio, compite mano a mano con Punta Cana, siendo un poco más caro que isla Margarita y más económico que la mayoría de los otros destinos del Caribe. Lo ideal es visitar primero Cartagena, ciudad increíblemente bella, ideal para disfrutar de su rica cultura, su historia, para perderse en la ciudad amurallada o caminar en busca de rincones insospechados, pero con una oferta de playas nada seductora si se la compara con San Andrés o Santa Marta. Según datos oficiales, en los últimos años la Argentina se transformó en uno de los tres principales emisores de turistas a Colombia.

Isla Margarita, la más accesible

lejos, es históricamente la opción más accesible para los argentinos. Es también uno de los destinos favoritos del turismo venezolano, sobre todo en diciembre, Semana Santa y los meses de julio y agosto, épocas en las cuales la isla cuenta con muchísimos visitantes.

Las temporadas altas de turismo internacional son desde octubre hasta marzo de cada año. Para aquellos que se cansan de la playa, hay alternativas para hacer excursiones y paseos, como por ejemplo visitar la Laguna de la Restinga, el museo marino, una caminata en las montañas de San Juan, una visita a La Asunción, el mercado de conejeros, o un paseo por Pampatar, sólo por mencionar algunos.

Riviera Maya, siempre vigente

Riviera Maya es un clásico que nunca pierde vigencia. El clima ideal y playas paradisíacas parecen ser un atractivo difícil de resistir para los argentinos, especialmente cuando el abanico de tarifas se ubica en igualdad de condiciones con muchas opciones de cabotaje como la Patagonia o alternativas en los centros de esquí durante el invierno.

¿Lo mejor?: a poco más de 50 km de Cancún se encuentra Playa del Carmen, una ciudad que aún conserva su tranquilidad, pero que cuenta también con imponentes hoteles y playas con servicio todo incluido. Se trata, sin lugar a dudas, de uno de los sitios más glamorosos y paradisíacos del Caribe mexicano.

Cuba: La Habana y Varadero

Al igual que sucede con Cartagena y San Andrés, un viaje a Cuba puede servir para combinar playa con cultura e historia. Concretamente, la idea es combinar La Habana con Varadero.

Bulliciosa, alegre, desprejuiciada, marítima, playera y bohemia, con grandes hoteles, cabarets rutilantes, La Habana sorprende por su centro histórico, la Plaza de la Revolución, el Castillo de los Tres Reyes del Morro, el Barrio Chino, La Bodeguita del Medio, el cabaret Tropicana, y mucho más. Varadero es la principal plaza de sol y playa. Otro recomendable para el relax y el descanso es Cayo Largo, en el extremo sur del archipiélago de Los Canarreos.

St. Martin habla dos idiomas

Los nombres tienen sonidos distintos según de dónde se parta; se le dice Saint-Martin en francés, Sint Maarten en neerlandés, St. Martins en inglés, y San Martín en español, dado que Colón la bautizó así en honor de San Martín de Tours.

Se dice que tiene las aguas más turquesas de todo el Caribe. Tanto del lado francés como del holandés las playas invitan a practicar deportes náuticos como el windsurf, jet ski, moto de agua, esquí náutico, paracaídas atado a un barco, kitesurf y submarinismo.

Los taxis, los autobuses, los buses turísticos, comunican ambas partes y cruzan la frontera entre una y otra parte de la isla sin que uno se dé cuenta, salvo por las diferencias edilicias y culturales que se evidencian claramente.

Aruba: de día y de noche

Buena infraestructura hotelera y una vida noctura muy activa. En un viaje por Aruba no se puede dejar de visitar atractivos como el Jardín Reina Wilhelmina, las Ruinas de Oro y las ruinas del puente natural más grande de la isla, el Faro California y el Molino de Viento Holandés. De la famosa Palm Beach, con sus dos kilómetros de costa, a Baby Beach, pasando por Malmok Beach, Eagle Beach, Druif Beach, la isla del Manchebo y Mangel Halto, las playas de Aruba están entre las mejores del mundo. TripAdvisor.com recientemente nombró a Eagle Beach como una de las diez mejores playas del mundo.

Por su parte, US News y World Report clasificaron a Aruba entre los mejores de lugares para vacaciones familiares en el Caribe.
Jamaica, paraíso inexplorado

no deja de ser una incógnita para el turista argentino, que si bien acostumbra a frecuentar muchos destinos del Caribe, aún no incluye masivamente en su menú esta isla y sus más de 1.000 km de paradisíacos balnearios.
La tendencia podría modificarse en la medida en que se difundan sus atractivos, los cuales se nutren de impactantes costas de arena blanca y mar turquesa, amplia variedad de actividades para la aventura y el relax, y atractivas propuestas culturales en ciudades como Kingston, la capital, y Montego Bay. Para los amantes de las compras, Ocho Ríos Crafts Market, situado en la calles Main St. de Ocho Ríos, es sin duda el mercado de artesanías más grande de toda la isla.

http://www.ambito.com/